Santander Thank You

PIMEC denuncia la «mala praxis» del Gobierno con los autónomos, perjudicados por el Covid-19

El Gobierno Central ha ejercido una «mala praxis» con el colectivo de autónomos. Así de crítico se ha mostrado Miquel Camps, presidente de autónomos de PIMEC, patronal que representa a las pymes y los autónomos catalanes, durante la charla Autónomos en tiempos de Covid-19, celebrada vía streaming esta tarde. En la ponencia virtual también han intervenido Enric Campàs, alcalde del Ayuntamiento del Pont de Vilomara i Rocafort y Esteve Pintó, presidente de PIMEC Catalunya Central, organizadores del encuentro.

Generando deuda

Según Camps, Cataluña cuenta con 550.000 autónomos a los que se ha obligado a «endeudarse», solicitando líneas de crédito ICO, para poder afrontar sus obligaciones tributarias (IVA trimestral, cuotas a la Seguridad Social, etc.) y gastos fijos recurrentes (alquileres de locales, renting de vehículos y herramientas, por ejemplo), a pesar de la caída de la actividad económica. «Aquí nadie se ha equivocado de producto, servicio, proveedor, cliente o precio. Estamos produciendo cero, porque se nos ha obligado a cerrar durante más de 50 días. Es una situación sobrevenida que nos ha afectado a todos, sea cual sea el sector», ha añadido Camps, quien no ha dudado en «solidarizarse con la crisis», aunque es necesario «hablar claro» y denunciar aquello que no se ha hecho bien. «Incluso aquellos negocios que han seguido trabajando, han facturado mucho menos de lo que están acostumbrados. Pensemos que 800.000 personas se han quedado en el paro en Cataluña y, por lo tanto, no consumirán los productos que producimos o vendemos», ha añadido. 

«En un momento en el que se necesita flujo de dinero, de manera urgente, este no llega ni en tiempo, ni en forma. Esto no es admisible»

Miquel Camps, presidente de autónomos de PIMEC.

Miquel Camps, presidente de autónomos de PIMEC, en una comparecencia reciente.

Miquel Camps, presidente de autónomos de PIMEC, en una comparecencia reciente.
Europa Press


De los 200.000 millones de euros anunciados por Sánchez para paliar los efectos de la crisis, 100.000 avalados por el Gobierno en un 80%, únicamente se han llegado movilizado 30.000 millones, 50 días después. «En un momento en el que se necesita flujo de dinero, de manera urgente, este no llega ni en tiempo, ni en forma. Esto no es admisible», añade. Además, el portavoz de PIMEC ha comparado las políticas del Ejecutivo PSOE-UP, apostando por la moratoria o aplazamiento de las obligaciones de los autónomos, con las de países vecinos afectados por la pandemia, como Francia, Italia y Grecia, donde este colectivo no está pagando las cuotas mensuales a la Seguridad Social.

Camps también ha alertado sobre otras malas prácticas, en este caso bancarias, como que un 11,5% de los ICOS obligan a contratar otros productos para obtener un tipo de interés bajo (entre el 1,5 y el 2,5%) o que el 30% de estos ICOS se están usando para cancelar pólizas anteriores, ya adquiridas.

Desde la patronal también han recordado que algunos de los 800.000 parados sujetos a un ERTE en Cataluña todavía no han cobrado del SEPE, a día de hoy.

Reinventarse en época de crisis

Finalmente, Camps ha exigido más agilidad y eficacia, facilitando la percepción de las ayudas, urgentes tras 50 días de confinamiento, así como la entrada en vigor del régimen sancionador para la Ley de la Morosidad, una de las grandes promesas de la vicepresidenta de asuntos económicos del Gobierno, Nadia Calviño. «La primera causa de cese de actividad de pymes y autónomos es la morosidad, por dos motivos: el impago y el incumplimiento de los plazos legales estipulados para pagar. Sin ir más lejos, las empresas del IBEX pagan a 170 días de media a sus proveedores», ha subrayado. «Hemos recibido cartas que muestran cómo grandes empresas utilizan la crisis del Covid-19 para abonar facturas por encima del plazo legal, en concepto de trabajos entregados durante los meses de diciembre o enero. Nos parece inaceptable», ha lamentado. La puesta en marcha del régimen sancionador equipararía España a países como Francia, Italia, Alemania y Reino Unido donde los plazos de pago oscilan entre los 30, 40 y 60 días como máximo.

En cuanto a los autónomos, Camps ha recomendado sumar fuerzas a través del asociacionismo, dar prioridad a comercios y negocios de proximidad, ser solidarios con quienes no pueden hacer frente a sus obligaciones en este momento, intensificar la formación y, sobre todo, no dejarse influenciar por los malos pronósticos. «Desde PIMEC, no podemos permitir que un solo autónomo se quede por el camino, dada la representatividad de este colectivo en el tejido empresarial», ha puntualizado. 

Anna León
Anna León
De la radio al papel y, posteriormente, al formato digital. Casi dos décadas comprometida con la profesión.

NOTICIAS RELACIONADAS

- Publicidad -

Lo Más visto

ENTREVISTA / Santiago Camacho: «La peor mentira sobre la pandemia es la que dice que no se podía prever»

Santiago Camacho es uno de los periodistas españoles que mejor se mueve entre las denostadas teorías de la conspiración. Hipótesis que, en...

El Consejo de Europa da la espalda al separatismo catalán: no admitirá referéndums que no respeten la Constitución

La Comisión de Venecia, órgano del Consejo de Europa encargado de velar por todo lo relativo al derecho constitucional en la UE,...

Enfrentamientos entre CDR por el fracaso de la protesta en el aniversario de la sentencia del 1-O

Que la movilización separatista en la calle ha perdido intensidad es un hecho. Ya antes de la pandemia del COVID-19 se había...

Colau llama «monstruos» a los defensores de Felipe VI que protagonizan el vídeo de Libres e Iguales en apoyo al Rey

La alcaldesa de Barcelona ha tirado del filósofo Antonio Gramsci para criticar el vídeo que, en defensa de Felipe VI, ha publicado...