SIL
SIL

Bosch anuncia el cierre de su planta en Castellet con 300 empleados

Los sindicatos se oponen al cierre y exigen a la compañía explicaciones por "incumplimiento del acuerdo de buscar inversores"

Edificio de la multinacional Bosch en Cataluña Foto; Europa Press

Nuevo golpe al sector del motor en Cataluña, el fabricante alemán de componentes para automóviles Bosch ha informado a los sindicatos de su intención de cerrar la fábrica de Castellet i la Gornal en 2021. Fuentes de la compañía han informado a Europa Press que la decisión de finalizar la actividad productiva en este centro de producción de limpiaparabrisas, con una plantilla formada por unas 300 personas, responde a la imposibilidad de encontrar medidas que mejoren su rentabilidad.

La compañía alega que en los últimos años ha crecido la competencia en el sector de fabricación de limpiaparabrisas para el sector del automóvil. «Esta situación se ha agravado en el pasado año, debido a la caída en la producción mundial de vehículos. El negocio de equipo original en Europa se ha visto afectado significativamente», explicaron desde la firma alemana.

Con motivo de esta situación, Bosch inició hace «mucho tiempo» los análisis para mejorar la competitividad para reorientar su negocio y lograr una «rentabilidad sostenible», con el foco puesto en el mercado europeo. No obstante, al no encontrar una solución que permitiese incrementar la competitividad del centro y mejorar la rentabilidad, ha decidido iniciar un proceso de negociación con los representantes de los trabajadores para el cierre de la planta de Castellet, «lo antes posible en 2021».

Los trabajadores rechazan el cierre

El comité de empresa de Bosch ha rechazado este lunes el anuncio de cierre de la planta. En un comunicado, UGT de Cataluña ha explicado que la representación legal de los trabajadores ha trasladado a la dirección su «rechazo total» a esta decisión y ha exigido que sea la gerencia de la compañía la que comunique esta decisión para poder valorar así las causas y los motivos.

En un tuit, el sindicato exigía explicaciones a la compañía «frente incumplimiento del acuerdo de buscar inversores, cuando la plantilla sí lo ha hecho a costa de rebajar derechos y salarios».

La planta de Castellet i la Gornal ha soportado en los últimos años planes de viabilidad, como expedientes de regulación, bajas incentivadas, reducciones salariales, ha recordado el sindicato, que considera que la reducción de los 1.200 trabajadores de 2003 a los 300 actuales demuestra «una total falta de implicación».

NOTICIAS RELACIONADAS

SIL

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo Más visto

ANÁLISIS / Cuando contar deja de tener sentido

El 27 de agosto publiqué un artículo en este diario titulado “Mejor si dejamos de contar” en el que con cierta ironía...

El alcalde de Llívia deja de militar en ERC por el caos en la Cerdanya

El alcalde de Llívia, Elies Nova, ha informado que deja de militar en ERC por las medidas contra la Covid aplicadas en...

La realidad y los comentarios precipitados

Era de esperar que tras conocerse el resultado de las elecciones del pasado 12 de mayo habrían de multiplicarse los análisis y,...

El Ayuntamiento de Vic amenaza en redes con multar a un comercio que rotula en castellano

Persiste la fijación del nacionalismo con el monolingüismo obligatorio. En esta ocasión, se ha traducido en acoso a un establecimiento en Vic...