AGBAR
AGBAR
AGBAR
AGBAR

La participación de ERC en la edición catalana de la Feria de Abril hace estallar a los ultras separatistas

La posconvergencia de Puigdemont arremete contra Junqueras por equiparar esta fiesta con la Diada de Sant Jordi

Los republicanos Gabriel Rufián y Oriol Junqueras en la inauguración de la Feria de Abril catalana.

El separatismo más radical, representado por Junts y Carles Puigdemont, ha estallado tras observar la falta de complejos con la que sus socios de Govern, ERC, participan en la edición catalana de la sevillana Feria de Abril, que se celebra estos días en Barcelona. El evento abrió su puertas el viernes y lo hizo con el líder de ERC, Oriol Junqueras, como uno de sus principales protagonistas. El republicano aseguró que esta feria, junto con Sant Jordi, son «dos días muy especiales para Cataluña». Y añadió que estas jornadas demuestran que la comunidad autónoma es «un país rico y diverso».

La alegría de los republicanos contrasta con el arrebato de furia tuitera con el que han recibido su participación en la feria los separatistas más radicales. Buen ejemplo de ello son las palabras del mosso líder de la sectorial de la policía autonómica en la ANC, Albert Donaire: «Somos un país colonizado y vosotros estáis muy cómodos en esta situación. ¿Y sois los independentistas de toda la vida? Os estáis cargando la identidad nacional y la historia de Cataluña a un ritmo acelerado».

La extrema derecha

El jefe de prensa de Junts, Pere Martí, ha acusado a los organizadores de la feria de «dar barra libre a la extrema derecha» por permitir la participación de Vox. Y ha aprovechado para acusar implícitamente a ERC al asegurar que la entidad responsable del evento, la Federación de Entidades Culturales Andaluzas, «recibe generosas subvenciones públicas».

El director del digital ultra La República y miembro del Consell per la República de Puigdemont, Joan Puig, ha ido más allá: «El cordón sanitario prometido por el Govern salta por los aires con el indecente blanqueamiento de la extrema derecha durante los días del acontecimiento».

Algo que ha molestado especialmente a la posconvergencia ha sido el hecho de que Junqueras equiparara la Feria de Abril con Sant Jordi. Y es que la Diada del 23 de abril se ha convertido en una celebración básicamente de carácter separatista por obra del procés. De ahí que hayan tomado como un insulto que el líder de ERC la coloque a la misma altura que la edición catalana de la feria sevillana. «Botiflers», «traidores», «demagogos», «locos», son algunos de los adjetivos que numerosos usuarios de Twitter han arrojado contra ERC y sus líderes. Y es que para la posconvergencia cualquier momento es bueno para atacar a su principal adversario.

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo Más visto

Aumentan los incidentes violentos dentro del secesionismo

Tal y como ha publicado ElLiberal.cat hoy, un informe de Impulso Ciudadano y Movimiento contra la intolerancia pone de relevancia que la...

«Soy policía, gilipollas»: Dos turistas apalean a un urbano tras confundirlo con un ladrón

Un agente de la Guardia Urbana de Barcelona fue trasladado este martes al hospital con una conmoción cerebral tras recibir una brutal paliza...

El Govern estudia cobrar 20 céntimos por cigarro, que el fumador recuperará si devuelve la colilla

La Generalitat prevé introducir un sistema de devolución de colillas para fomentar su reciclaje. El sistema que estaría estudiando el Govern consistiría...

Escuela de Todos avisa a los directores de los colegios de los riesgos penales de no cumplir con el 25%

Tanto la Generalitat como los sindicatos educativos —tradicionalmente alineados con el nacionalismo— han instado a los directores y docentes a no modificar...