dfactory
dfactory
dfactory
dfactory

La reforma del delito de sedición, nuevo frente de Junts contra ERC

Rufián defiende el acuerdo con el PSOE y asegura que servirá para impedir a los jueces "retorcer" el Código Penal

El presidente del Govern, Pere Aragonés, junto a la consellera de Economía y Hacienda, Natàlia Mas.

La reforma de Código Penal para cambiar el delito de sedición y homologarlo con el concepto que tiene otros países de la UE se ha convertido en el nuevo frente de Junts contra ERC. Y es que la posconvergencia tiene claro que la negociación entre los republicanos y el Gobierno de Pedro Sánchez no servirá para salvar a su líder, el fugado Carles Puigdemont, del paso por la cárcel si osa regresar a España. Numerosos representantes de Junts se han pronunciado este martes sobre esta cuestión y han dejado claro que, en su opinión, Puigdemont es observado tanto por ERC como por el PSOE como «caza mayor«.

El presidente del grupo de Junts en el Parlament, Albert Batet, se ha pronunciado en el mismo sentido y ha exigido a Pere Aragonés que comparezca ante la Cámara autonómica para explicar «la negociación de gobierno a gobierno sobre esta reforma». Aragonés, ha asegurado Batet, «ha negociado solo una cuestión» que afecta a todos los separatistas. Y lo ha hecho «sin hablar con los represaliados ni con las fuerzas independentistas».

Caminos alternativos

El supuestamente más afectado por esta reforma de la sedición, Carles Puigdemont, también se ha pronunciado al respecto. Y lo ha hecho asegurando que la sedición ya quedó «abolida» en la sentencia del tribunal alemán que denegó la extradición del ex presidente. «Desde 2018», ha advertido, «la sedición no es una vía útil para la extradición política y ahora buscan caminos alternativos».

Ambigüedad de conceptos

Contra esta reforma Junts también apunta que la misma perjudicará especialmente a las bases del separatismo pues «los supuestos por los cuales un independentista puede ser condenado con esta propuesta son más amplios«, según ha explicado este martes la diputada Miriam Nogueras. En este sentido, a la posconvergencia le preocupa «la ambigüedad de conceptos como la intimidación» y cómo pueden interpretarlos jueces como Manuel Marchena, presidente del tribunal que condenó a los líderes del procés por el referéndum ilegal de octubre de 2017.

La mano tendida de Rufián

Frente al alarmismo de Junts, ERC ha presentado voces como la de su portavoz en el Congreso, Gabriel Rufián, quien ha asegurado que la reforma de la sedición pactada con el PSOE pretende «acotar» el delito para ponérselo «difícil» a aquellos jueces que pretenden «retorcer el Código Penal». Rufián ha dejado claro que el objetivo es «que no se utilice el Código Penal como un castigo ideológico«. Y también ha abierto la puerta a que otros, en referencia a Junts, se sumen a este acuerdo porque, ha dicho, «imaginen lo que conseguiríamos siendo todos».

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -
dfactory

Lo Más visto

El Ayuntamiento de Tarragona pide disculpas por colocar por error un cartel en castellano

La intransigencia del nacionalismo en la cuestión lingüística está alcanzando cotas desusadas. Esta semana, la Generalitat ha anunciado un paquete de 100...

Cataluña pierde la sede de la Agencia Espacial la misma semana que envía al espacio su segundo nanosatélite

Cataluña no acogerá la sede nacional de la Agencia Espacial. El Gobierno central ha anunciado este lunes que será Sevilla la ciudad...

Una exdiputada de Cs culpa a Arrimadas de la debacle en Cataluña

La agónica situación que atraviesa en estos momentos Ciudadanos en toda España parece la ocasión ideal para que algunos se decidan a...

Elisenda I, reina dels Països Catalans

Los independentistas miran atrás no sólo con ira sino también con pesadumbre. No perciben fracasos sino ocasiones desaprovechadas. Octubre de 2017 fue...