SIL
SIL
SIL

ENTREVISTA / Alejandro Fernández: «Estas elecciones sí son una oportunidad para cambiar las cosas»

Presidente del PP catalán y candidato, Fernández está convencido de que mejorará sus resultados el 12 de mayo

Presidente del PP catalán, Alejandro Fernández es el candidato popular a la Generalitat para las elecciones autonómicas del próximo día 12.

Presidente del PP en Cataluña y candidato de esta formación a la Generalitat, Alejandro Fernández (Tarragona, 1976) es uno de los políticos más agudos de esta comunidad autónoma. Considerado como el mejor orador de la Cámara autonómica, Fernández tiene claro que, a pesar de que pueda parecer imposible, es el momento de enterrar el procés y, con ello, devolver a Cataluña a la realidad en la que dejó de vivir hace más de una década. Alejandro Fernández, además, está convencido de que un Govern no separatista será el comienzo del fin del socialista Pedro Sánchez.

Usted es politólogo de formación y de profesión. Desde el punto de vista de la ciencia política, ¿cómo explica la situación en la Cataluña actual?

Es una situación de excepcionalidad antidemocrática desde el momento en el que, por una investidura, hay políticos que pueden ver cómo pueden cometer con absoluta impunidad cualquier delito. Eso nos pone en una situación de tensión de las instituciones democráticas tremendamente grave porque obliga al Poder Judicial a actuar en cumplimiento de la ley y del ordenamiento constitucional viendo que hay un Poder Ejecutivo que se declara prácticamente en rebeldía constitucional. 

¿Le cogió por sorpresa el adelanto electoral?

No del todo porque era una posibilidad que siempre estuvo encima de la mesa tras el debate presupuestario. 

Da la impresión de que el PP nacional ha tenido que rendirse a la evidencia a la hora de designar candidato. ¿Por qué la sintonía del PP catalán con el nacional no es nunca del todo fluida?

Yo me quedo que ahora mismo sí lo es. El pasado lo conoce todo el mundo pero lo más importante ahora es el presente y el futuro.

Alejandro Fernández en un mitin celebrado recientemente (PP).

Usted ha sido muy crítico con su partido en los últimos meses. ¿Aún no se han enterado en Madrid de lo que sucede en Cataluña?

Yo no creo que sea cuestión de enterarse. Creo que es bueno que cada partido en su comunidad, asumiendo que somos un partido nacional, pueda trasladar su opinión y su visión. Es evidente que los que mejor conocemos la realidad catalana somos los que vivimos aquí. 

Es usted un diputado ciertamente peculiar. A veces hasta le aplauden los independentistas. ¿Cómo lo hace?

Yo nunca les he visto aplaudirme pero sí en las redes, cuando he hecho intervenciones refiriéndome a la cultura del no a todo en Cataluña, que parece dirigida por una especie de perroflautismo contemplativo. 

Las encuestas le auguran un buen resultado el 12 de mayo. ¿A qué lo achaca?

Creo que hicimos la autocrítica necesaria en su momento. Creo que hemos recuperado fuerza. Creo que el liderazgo nacional de Alberto Núñez Feijóo también ha contribuido a ello. Y la suma de todos estos factores nos han vuelto a situar en una posición muy sólida.

¿Qué pasará si estos augurios no se cumplen?

No me sea usted pájaro de mal agüero. Creo que se van a cumplir e, incluso, mejorar. 

Usted dice que no estamos condenados a gobiernos separatistas para toda la eternidad. Pero esas mismas encuestas dicen lo contrario al menos para la próxima legislatura. ¿No es desesperante?

Si alguna cosa hay que reconocerle al separatismo es precisamente la perseverancia. O nosotros somos, como mínimo, tan perseverantes como ellos o es darles una ventaja que no podemos permitirnos el lujo de dársela. Hay que perseverar siempre, no hay que perder la esperanza. Y, contrariamente a lo que se pueda pensar, estas elecciones sí son una oportunidad para cambiar las cosas.

Usted es un firme defensor del bilingüismo en la educación en Cataluña. Feijóo, sin embargo, es el artífice de la inmersión lingüística en Galicia y, en Baleares, la cosa no pinta muy bien en lo que al retorno del castellano a las aulas se refiere. ¿Qué haría usted en Cataluña si pudiera gobernar?

Yo lo que tengo muy claro es que lo primero es cumplir la ley y, lo segundo, es un modelo trilingüe. Sobre lo que comenta de otras comunidades, en ningún caso es comparable al catalán. No conozco ni una sola sentencia sobre materia lingüística que haya quitado la razón a un gobierno del PP en ningún lugar de España. 

El líder del PP catalán considera que el socialista Salvador Illa debería pagar en las urnas su desastrosa gestión en la pandemia.

Dice GAD3 que Puigdemont “va muy fuerte”. ¿Cómo define usted un país en el que es posible que un prófugo de la Justicia pueda presentarse a unas elecciones?

Es lo que le decía al principio de la entrevista. Es una situación de excepcionalidad antidemocrática y sobre la que creo que el conjunto de la clase política española debería reflexionar sobre por qué hemos llegado a ella. 

Hay más sombras que luces en la gestión que hizo Salvador Illa en el Ministerio de Sanidad. ¿Influirá esto en los resultados del 12 de mayo?

Creo que en una sociedad con ciudadanos críticos y exigentes debería costarle un precio electoral. Su gestión, efectivamente, fue, como mínimo, desastrosa. Y delictiva lo decidirán los jueces. 

¿Por qué no ha sido posible un frente constitucionalista en Cataluña?

Yo creo que Ciudadanos tenía una oferta encima de la mesa por parte del PP muy generosa y ellos no supieron sumarse. Eso sí, están en su derecho y yo respeto su decisión. 

Después de cinco días de reflexión, Pedro Sánchez ha dicho que se queda. Muchos temen una involución de la democracia en España a partir de ahora. Si eso sucede, ¿qué podemos hacer los ciudadanos?

Evidentemente, votar por cambio. Estas elecciones son una primera oportunidad. Tienen que servir para acabar con el proceso. Y acabar con el proceso es acabar con Sánchez porque ya ha quedado claro que es parte del proceso. Es un proceso que quiere acabar con una república confederal y liquidar el Poder Judicial y que sea Sánchez el que decida si una persona es culpable o no o si se puede o no procesar a su mujer. 

NOTICIAS RELACIONADAS

SIL
SIL

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo Más visto

ANÁLISIS / Cuando contar deja de tener sentido

El 27 de agosto publiqué un artículo en este diario titulado “Mejor si dejamos de contar” en el que con cierta ironía...

El alcalde de Llívia deja de militar en ERC por el caos en la Cerdanya

El alcalde de Llívia, Elies Nova, ha informado que deja de militar en ERC por las medidas contra la Covid aplicadas en...

La realidad y los comentarios precipitados

Era de esperar que tras conocerse el resultado de las elecciones del pasado 12 de mayo habrían de multiplicarse los análisis y,...

El Ayuntamiento de Vic amenaza en redes con multar a un comercio que rotula en castellano

Persiste la fijación del nacionalismo con el monolingüismo obligatorio. En esta ocasión, se ha traducido en acoso a un establecimiento en Vic...
- Publicidad -