Satse pide un enfermero en todos los colegios para «proteger a los menores» frente al COVID-19

El sindicato rechaza dejar en manos de cada centro educativo la decisión de fijar qué persona o equipos se encargarán de controlar las medidas higiénico-sanitarias necesarias

Aula de un colegio de Sant Ferran de Castelldefels (Europa Press).

El Sindicato de Enfermería (Satse) ha denunciado que las administraciones no pueden dejar en manos de cada centro educativo la decisión sobre quienes formarán los equipos contra el COVID-19, insistiendo en que debe haber un enfermero en todos los colegios «de cara a evitar riesgos para la salud y seguridad de niños y jóvenes cuando vuelvan a las aulas».

A través de un comunicado, Satse ha rechazado la postura de la ministra de Educación, Isabel Celaá, de dejar en manos de cada centro educativo la decisión de fijar qué persona o equipos se encargarán de controlar las medidas higiénico-sanitarias necesarias, porque entiende que «supondrá que finalmente no se contrate a ningún enfermero para trabajar en los colegios con el riesgo inherente que esta situación conlleva para la seguridad sanitaria de menores y jóvenes».

«No se trata de que los responsables de los propios centros educativos no quieran contar con una enfermera o enfermero, porque sabemos que son los primeros interesados, sino que ellos dependen de los recursos económicos y materiales que les proporcionan las correspondientes administraciones competentes, por lo que al final tienen las manos atadas», apuntan desde la organización sindical.

Responsabilidad sanitaria

Ante esta realidad, el sindicato reitera que la presencia y contratación de un enfermero en los centros escolares es «una responsabilidad sanitaria, administrativa y presupuestaria de cada consejería o servicio de salud correspondiente en las distintas comunidades autónomas».

Por ello, Satse exige, tanto al Ministerio de Educación como a las consejerías de Educación y Sanidad de las comunidades autónomas, que no «tiren balones fuera» y acuerden generalizar en el conjunto del Estado una medida que «podría resultar decisiva para garantizar la salud y seguridad, no solo de los niños y jóvenes, sino del conjunto de la comunidad educativa (profesores, padres y madres, trabajadores del centro)».

«No incluir en los denominados equipos ‘COVID-19’ a un enfermero supone un grave error, ya que su labor diaria de asistencia, cuidados, prevención, educación, formación e información al conjunto de la comunidad educativa, en base a sus conocimientos y cualificación, supondría la mejor arma para combatir al virus en los centros educativos», concluyen.

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo Más visto

ECOS INDEPENDENTISTAS| ¿A quién le importa el otro medio país?

Oriol Junqueras, con una lucidez tardía que brilló por su ausencia en 2017, afirma, en una entrevista en el Nacional el pasado...

Un 67,2% de los catalanes considera que el ‘procés’ ha perjudicado a la economía, según una encuesta de SCC

Un 67,2% de los catalanes tiene claro que el procés promovido por JxCat y ERC, con la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y...

Alerta en el separatismo ante las últimas encuestas: cae el apoyo a la independencia y sube el candidato del PSC

Las últimas encuestas publicadas por medios catalanes han sido un jarro de agua fría para el separatismo. Mientras que la de El...

Cuidado con los chicos

Una de las cosas que más me molestaba cuando era adolescente, incluso mucho antes de disfrutar de una vida sexual activa, era...